Características clave de un gran Gerente.
12 de octubre 2011 Por Coach de Negocios E-Myth


Una vez que se ha comprometido con la promesa de venta, el trabajo de un Gerente E-Myth, es el gestionar el proceso - el sistema - que lo mantenga, lo mejore, y reuna a las tropas en torno a ella.
 

-Michael Gerber, el Gerente E-Myth

 

 



La gerencia de personal es uno de los aspectos más temidos y gratificantes en la gestión de una empresa. Todo el mundo tiene historias de horror con gerentes de pesadilla y sus tendencias maníacales que los volvía locos.   Además, la mayoría de los propietarios de negocios han experimentado la insatisfacción con empleados que sencillamente no  están dispuestos  a cambiar, y son renuentes a  responsabilizarse por sus actos.

La creación de puestos gerenciales puede crear ansiedad en  los propietarios de pequeñas empresas que se resisten a dejar de ejecutar la operación del día a día del negocio. Pero,  no se engañen: el gerente juega un papel esencial dentro de su estrategia organizacional. En el gerente confluyen los nexos entre las personas y los sistemas para producir los resultados. Sin gerentes eficientes para dirigir y organizar el trabajo de la empresa, los técnicos en la organización no tendrían ningúna guia u orientación, y usted, el propietario del negocio, nunca tendrá el tiempo para cumplir con su papel de líder empresarial de la empresa.

Entonces, ¿qué cualidades debe buscar en un gerente?

Bueno, claro que tenemos algunas ideas sobre eso, por supuesto que sí!

 

Pensamiento Sistémico

Cuando hay problemas en el lugar de trabajo, nuestra primera reacción es culpar a las personas involucradas.  Pero desde la perspectiva de E-Myth, la verdadera solución a las frustraciones de trabajo proviene de la identificación de la falla en el sistema subyacente y luego encontrar la solución sistémica. Cuando la atención se centra en encontrar una solución mediante el desarrollo o mejora de sistemas, se es capaz de eliminar la necesidad de culpar a alguien por el problema y se avanza mucho más rápidamente hacia una solución que, no sólo resuelve el problema inmediato, sino futuros incidentes también. Llamamos a este proceso El Proceso de la Frustraciones Clave.   Es parte esencial de la perspectiva E-Myth y  de los contenidos de nuestros programas de coaching en apoyo al empresario y cómo trabajarle al negocio.


Una de las habilidades esenciales de un gerente E-Myth es el pensamiento sistémico. Es responsabilidad del gerente el pensar en los problemas de manera sistémica, para centrarse en las cuestiones básicas y crear nuevos sistemas o mejorar los sistemas existentes. Un gerente debe promover el proceso de las frustraciones clave en su negocio.

 


Imparcialidad y objetividad

El trabajo del gerente es crear un ambiente donde la gente se sienta segura. Los empleados pueden aprender y se extienden, se enorgullecen de ser dueños de su desempeño y responsabilidades, y se sienten motivados a crecer y contribuir. Elija un gerente que, conscientemente, muestre el comportamiento que tendrá el efecto más positivo en sus empleados. Un gerente E-Myth debe ganarse el respeto de sus empleados por tener la capacidad de mirar los problemas desde perspectivas diferentes. Si los empleados sienten que sus ideas no están siendo escuchadas y consideradas, simplemente van a dejar de hacer el esfuerzo.  

 

 

Disposición a escuchar

Un gerente E-Myth es un gran escucha. Crea ambientes tranquilos, libres de distracciones e interrupciones para que los empleados puedan plantear asuntos de su interés, se comprometan a alcanzar las soluciones, y puedan recurrir en busca de ayuda. Los gerentes deben escuchar con el único propósito de entender.  A menudo, la falta de tiempo y las cargas de trabajo son excusa conveniente para los gerentes evitar y saltarse el proceso de escuchar, tratando  de llegar directamente a una solución. Al momento el efecto es "se ha resuelto el problema", pero en realidad el empleado involucrado se queda con una sensación de confusión y emocionalmente se distancia del problema, tomando la decisión de no darle más atención al asunto.   Por otra parte, si el gerente se toma el tiempo para escuchar antes de ofrecer cualquier solución, el empleado tiene una experiencia totalmente diferente pues participa de manera proactiva en hallar la manera de resolver el problema.   La clave de la escucha activa es que la persona sienta que ha sido escuchada.  


Lo ideal es encontrar un gerente o director de empresa que encarne la característica del pensamiento sistémico, la equidad y la voluntad de escuchar. Este es el tipo de gerente que va a crear el ambiente de trabajo que es más productivo y motivador.